Inicio Naturaleza Los árboles que más CO2 absorben

Los árboles que más CO2 absorben

Las plantas son los únicos organismos conocidos que son capaces de sintetizar el dióxido de carbono, gracias a la fotosíntesis. Es a día de hoy nuestra mejor arma para luchar de manera efectiva contra el cambio climático. Es cierto que hay nuevas tecnologías capaces de absorver carbono del aire, pero gastan muchísimos recursos y no son baratas. En este artículo te ayudaremos a conocer cuales son los árboles que más CO2 absorben para que puedas plantarlos si tienes la oportunidad.

 

¿Como nos beneficia la absorción del CO2?

El dióxido de carbono es un gas de efecto invernadero. A pesar de no ser tóxica su respiración -es uno de los gases más comunes en la atmósfera-, su acumulación ayuda a retener calor. Esto produce el efecto invernadero. Sus partículas retienen los rayos solares evitando que salgan de nuestro planeta, y a largo plazo colaboran con el calentamiento global.

¿Como absorben CO2 los árboles?

Al igual que el resto de las plantas, los árboles realizan la fotosíntesis. En este proceso, para el que también es necesaria la luz solar, las plantas absorben el CO2 disponible en la atmósfera, fijando el carbono como parte de su corteza y liberando a la atmósfera O2 -oxígeno-. Este oxígeno permite que el resto de seres vivos respiren, formando un equilibrio perfecto -los animales respiramos oxígeno y liberamos CO2-. El problema de la ecuación es que los procesos industriales y sobre todo las actividades humanas como coger el coche, liberan más CO2 del que las plantas son capaces de absorber por si mismas, creando un desequilibrio que termina produciendo un calentamiento global que ya está causando estragos.

¿Cuales son los árboles que más CO2 absorben?

Ahora pasaremos a enumerar las especies que más dióxido de carbono absorben de manera anual. Lo que es común a la mayoría de especies es la forma en la que secuestran ese CO2. Según el árbol va creciendo va generando una mayor retención de dióxido de carbono debido a su porte. Contra más superficie foliar-mayor absorción. A partir de los diez años de edad la mayoría de árboles llegan a su máximo, que se mantiene estable siempre que el árbol se mantenga sano. De media un árbol adulto llega a retener en torno a 2,5 toneladas de CO2 en un año, cuatro veces más que un árbol joven. A continuación repasamos las especies más ecológicas.

Kiri, un árbol procedente de Asia -absorbe 8 toneladas de CO2 al año-

El Kiri, también conocido como Árbol Emperatriz –Paulownia tomentosa– ha supuesto una revolución en los últimos años. Este árbol puede alcanzar un porte de más de 27 metros de altura y su tronco puede tener más de 20 metros de diámetro. Se puede sembrar tanto en ciudades como en bosques, siempre que sea por debajo de los 1.800 metros de altura.

Hay varias características que lo hacen único. Consigue absorber CO2 hasta diez veces más rápido que ninguna otra especie conocida, y por tanto, también libera a la atmósfera más oxígeno que ningún otro. Esto le pone en lo más alto de la lista de los árboles que más CO2 absorben. Esto es posible gracias a su velocidad de crecimiento. Puede crecer a un ritmo de más de siete metros al año en condiciones favorables. Además, no requiere de suelos especialmente ricos, ya que crece incluso en lugares donde el agua se encuentra contaminada, ayudando a purificar la tierra de su alrededor en el proceso. En estos casos, eso sí, su crecimiento disminuye.

Pinos silvestres – otros grandes aliados

Si no dispones de semillas de Kiri, los pinos también son capaces de fijar una gran cantidad de CO2. Aunque tardan más en crecer, los pinos adultos pueden llegar a absorber 50 toneladas en un solo año cuando son adultos. Lo único que necesitas es acercarte a algún bosque cercano y encontrar unas piñas. Si das con alguna que aún contenga piñones en su interior déjalos a remojo en un algodón y en cuanto comience a brotar pásalo a una maceta pequeña. Lo puedes cuidar en casa hasta que alcance unos cincuenta centímetros de altura. Luego puedes colocarlo en alguna zona soleada donde tenga acceso a riegos regulares, pero sin pasarte.

Las encinas – perfectas para zonas secas

A pesar de no ser de los árboles que más CO2 absorbe, una encina adulta puede capturar unas cinco toneladas de CO2 al año. Además son árboles muy longevos aptos para terrenos en los que otros árboles tendrían problemas para subsistir. Puedes plantarlos en zonas de secano de la meseta, donde además servirán de alimento para muchas especies salvajes como jabalíes -les encantan las bellotas-.

Esperamos que esta pequeña guía te haya sido útil. Plantando un árbol reducirás tu impacto ambiental. Todo el mundo genera CO2 por poco que sea. Con este sencillo gesto le podrás dar la vuelta a los números y resultar positivo para el medio ambiente.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí